viernes, 17 de enero de 2014

Juegos para bebés de 18 a 24 meses (1)


Este último tiempo ha pasado tan rápido que casi me quedo sin explorar las propuestas del blog Jugando en familia que tanto me ha inspirado y sensibilizado acerca de la importancia del juego en la infancia. 

 

 

Y este periodo que tan rápido ha pasado me ha dado que pensar.

Sin querer podemos caer en rutinas en las que el juego tiene menos prioridad que antes, donde el día a día lo eclipsan obligaciones que nos alejan de esos momentos increibles de juego, de los  "a jugar mama" , de manitas que se echan a tu cuello y dicen "quiere mucho".
Y eso no puede ser.
 

Hoy una seleción de propuestas en torno a la psicomotricidad, la creatividad y la comunicación.
En cada uno de los apartados que en el blog dedican a estos juegos hay una descripción de las características de los niños de esas edad.
 
Hoy me quedo con:
 "La creatividad y la imaginación están estrechamente ligadas con la inteligencia. Los juegos manuales donde se les permite hacer lo que les apetezca, favorecen la exploración y el aprendizaje del medio".

 


Y ahora a jugar:


SUBIR Y BAJAR ESCALONES CONTANDO


"Alrededor de los 18 meses no necesita ayuda para bajar escalones (siempre que no sean muy altos). Sin embargo, pide tu mano o se agarra a la baranda para subirlos. Podemos aprovechar esta tarea (quizás algo lenta para nosotros los adultos) para empezar a contar los escalones hasta el diez. Antes de su segundo cumpleaños contará del 1 al 10 sin saltarse ningún número. Sin embargo esto no significa que entienda el concepto de número: si lo observas, puede que cuente hasta el10 aunque haya subido sólo 7 escalones".
 
 Tenemos escaleras dentro de casa y la mirada sobre las capacidades y autonomía que hay que fomentar en los niños me ha ayudado a afrontar con calma los cientos de veces que subimos y bajamos del dormitorio a la sala y me ha dado tranquilidad para confiar en que puede hacerlo sin caerse.
 
 
 PUZLES
 
"A esta edad se interesan por puzles de distintas figuras y separadas (por ejemplo, varios animales). Sería bueno que en el hueco que deja libre la pieza esté el mismo dibujo que sobre la pieza, para así facilitar la identificación del lugar correcto.
Al presentarle el juego por primera vez, debemos sacar sólo una pieza y dejar las demás en su sitio: una vez colocada correctamente, sacamos otra distinta, pero sólo una.  Cuando ya esta versión esté dominada se pueden sacar todas las piezas y que el niño vaya buscando su lugar, al principio probando todos los huecos y más tarde acertando sin vacilación.
 
 PINTANDO SOBRE EL MURAL

"Cuando tu hijo cumpla 18 meses puedes regalarle un mural sobre la pared. Se trata de colocar un trozo de papel continuo (1 metro de alto por dos de ancho) sobre una de las paredes de su habitación, o de la cocina (suelen estar alicatadas y si se sale del mural al pintar se puede borrar con agua y jabón). Compra cera de colores y colócalas en una caja cerca del mural: sentaos frente a él y haced rayas y rayas de muchos colores…. pero sin salirse del papel"
 
TÍTERES TRISTES Y ALEGRES
 
"Toma dos cucharones de madera y en la parte trasera dibuja una cara triste y otra alegre. Sentados uno frente al otro muéstrale la cara alegre y dile cosas bonitas “hoy vamos al parque”, “la prima vendrá a visitarnos”. Ahora muéstrale la cara triste y cambia el tono de voz y dile que está triste y que llora “buaaa, buaaa”. “¿Por qué está triste?” Dialogad sobre por qué una cara está triste y otra alegre y haced gestos apropiados a ese estado de ánimo". 
 
Para mi, descubrir la capacidad de mi hija de identificar emciones, o ser consciente de su empatía, verla emocionarse... ha sido uno de los momentos más asombrosos de esta etapa.
 
CANTAMOS Y YO DIGO EL FINAL 
 
"Si juegas frecuentemente a cantarle canciones, observa la evolución en su “canto”. Alrededor de los 20 meses puede que termine las sílabas de las frases: “Susanita tiene un ra…tón, un ratón chiqui…tín”. Un par de meses después será capaz de terminar la palabra de cada frase: “Pimpón es un… muñeco, muy guapo y de… cartón”. En su segundo cumpleaños termina dos o tres palabras de la frase. De ahí a cantar la canción entera hay un pequeño paso". 
 
¡Susanita y Hola Don Pepito son ya pan comido para nosotras!Es genial cuando les oyes canturrear con esa vocecita.
 
 
A jugar, jugar, jugar.  
 
 
 
 
 

3 comentarios:

Mayca Soto Guerrero dijo...

Gracias por tus ideas!!

Te he nominado a un premio: http://elgrisdeloscolores.wordpress.com/2014/02/26/the-versatile-blogger-award/

Felicidades
Un abrazo
Mayca

Eunate E. dijo...

Gracias Mayca!! Perdona por todo este tiempo sin responder... ha pasado volando..
Besos

Unknown dijo...

Muchas gracias por esta entrada.

Montse Reyes